Noticias

La FDA estadounidense reconoce los beneficios del AOVE

FDA estadounidense

La FDA estadounidense –para entendernos, la agencia estatal encargada de la gestión de médicamente y alimentos– ha reconocido recientemente que los aceites que contienen al menos el 70% de ácido oleico aportan beneficios cardiovasculares, y que reemplazan las grasas saturadas que dañan el corazón. Todo un avance para quienes buscan entrar en un mercado con cerca de 350 millones de potenciales consumidores.

Se trata de un reconocimiento importante para el aceite de oliva virgen extra (AOVE), que tiene porcentajes de ácido oleico habitualmente por encima del nivel indicado por la FDA estadounidense.

De hecho, como ya hemos explicado en otras ocasiones, nuestro AOVE es un producto único por sus múltiples cualidades saludables. Para prevenir o disminuir la inflamación de los tejidos, para hace disminuir la fiebre y para calmar o eliminar el dolor de cabeza, muscular, de artritis…

Las propiedades del aceite de oliva virgen extra –lo sabían bien los pueblos antiguos– son innumerables para la salud: antiinflamatorias, antipiréticas y analgésicas.

La FDA estadounidense aprende

Así, no se entienden las reservas comerciales de países que adoptan políticas fiscales punitivas contra la entrada del AOVE o manipulan la información que se hace llegar a los consumidores, para que sigan adquiriendo productos de menor calidad, pero eso sí de producción nacional…

La anterior información ha sido promovida por la FDA estadounidense, considerando el AOVE prácticamente como un «medicamento» para prevenir ataques cardíacos y otras enfermedades del corazón.

Este cambio en la consideración del AOVE va a llevar aparejadas variaciones para ser aplicadas específicamente por todas las empresas que produzcan, manipulen, almacenen, procesen, envasen y transporten aceite de oliva, entre otros productos alimentarios.

Asimismo, afecta a las industrias de fabricación de maquinarias para el procesamiento, embalaje y materiales en contacto con los alimentos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *